beauty2 heart-circle sports-fitness food-nutrition herbs-supplements

13 beneficios investigados del zinc

Por el Dr. Leigh Siergiewicz, ND

En este artículo:


‌‌‌‌¿Qué es el zinc? 

El zinc es un nutriente antiinflamatorio y antioxidante esencial para muchos procesos biológicos en los humanos. Está relativamente bien establecido que es bueno para reforzar el sistema inmunológico, pero también podría ser muy importante para la salud reproductiva, el crecimiento y desarrollo adecuado en los niños, la salud de los huesos, la visión, la audición, la salud digestiva, la piel y el crecimiento del cabello. 

‌‌‌‌¿Qué ocurre si su nivel de zinc es bajo? 

La deficiencia podría causar una gran variedad de síntomas no específicos, incluyendo el retraso del crecimiento en los niños, el poco apetito, la pérdida del cabello, pérdida de peso, diarrea, dificultad para pensar, depresión, infertilidad en hombres y mujeres, desequilibrios hormonales, temblores, curación lenta de heridas, poca inmunidad y pérdida del sentido del gusto.

Las personas podrían correr riesgo de desarrollar deficiencia de zinc cuando tienen una baja ingesta de calorías, sufren de ciertos trastornos digestivos, tienen un historial de cirugías gastrointestinales, padecen una enfermedad hepática o renal, ciertos trastornos sanguíneos, sufren de alcoholismo o siguen una dieta vegetariana. Los adultos mayores a menudo también tienen dificultad para absorber el zinc de forma adecuada. 

El cuerpo humano no almacena zinc, así que la deficiencia puede presentarse rápidamente si la ingesta no es adecuada. Es raro que se produzca una deficiencia severa, pero la insuficiencia leve o moderada es relativamente común. El cobre trabaja bioquímicamente junto con el zinc, y consumir mucho zinc por un período prolongado podría generar deficiencia de cobre. Este es el motivo por el que a veces se recomienda que se tome suplementos de cobre y zinc juntos, especialmente con dosis muy altas de zinc.

‌‌‌‌¿Qué alimentos son ricos en zinc? 

Debemos obtener zinc de los alimentos, y las ostras son la mejor fuente de zinc por un amplio margen. El común de las personas obtiene la mayor parte de su zinc de la carne roja y del pollo. El zinc también se encuentra en los granos, las nuecessemillas, y los frijoles, pero tiene menor biodisponiblidad para la absorción debido a la presencia de fitatos, los que se adhieren al zinc y dificultan la absorción. Los vegetarianos podrían incrementar la biodisponiblidad del zinc en los granos y frijoles al remojarlos previamente en agua durante varias horas para reducir la adherencia de los fitatos. Los adultos deberían obtener de 8 a 11 mg de zinc en sus dietas diarias, o 12 mg si se trata de mujeres embarazadas o en período de lactancia.

‌‌‌‌¿El zinc puede beneficiar al sistema inmunológico?

Una evaluación sistemática y un metanálisis del año 2012 examinaron los estudios de suplementación con zinc y la prevención del resfriado común. En 17 ensayos realizados a 2121 participantes, los investigadores concluyeron que los suplementos con zinc reducían la duración del resfriado común en los adultos, pero no en los niños. Se consideró que la calidad de este análisis era moderada, y los investigadores señalaron que se debían realizar más estudios sobre este tema.

‌‌¿El zinc beneficia la salud del cabello?

Muchas condiciones asociadas con la pérdida del cabello podrían estar relacionadas con, o al menos ser exacerbadas por, la deficiencia de zinc. Un artículo de análisis citó muchos estudios que mostraban una correlación entre las deficiencias de micronutrientes y las enfermedades del cabello, alopecia androgénica, alopecia areata y efluvio telógeno. 

La dosificación apropiada es importante, y un estudio donde se usó dosis muy altas de zinc no produjo resultados positivos. Las afecciones de la tiroides a menudo causan pérdida del cabello, y algunas veces pueden ser mejoradas con suplementación de zinc.

‌‌‌‌¿El zinc puede ayudar con el acné?

Se ha demostrado que el zinc retarda el crecimiento de la bacteria asociada con el acné, la Propionibacterium acnes. Esto reduce los marcadores de inflamación que la bacteria usa para causar la enfermedad de la piel. Múltiples estudios han mostrado que el zinc mejora el acné en las personas que presentan deficiencia de zinc. 

Asimismo, un estudio del año 2019 descubrió que los pacientes con psoriasis son más propensos a tener niveles bajos de zinc y niveles relativamente altos de cobre en su sangre, y que la corrección de este desequilibrio podría ayudar a mejorar los síntomas de la enfermedad de la piel. En el año 2019, una evaluación sistemática y un metanálisis de los estudios que investigaron la dermatitis atópica (eccema) y los niveles de zinc revelaron resultados contradictorios. Algunos hallaron beneficios mientras que otros no. 

Es importante señalar que existen diversas variantes de suplementos de zinc que poseen diferentes niveles de efectividad para diferentes necesidades relacionadas con la salud de la piel.

¿Los niveles de zinc pueden afectar la fertilidad masculina?

‌‌‌‌Una evaluación sistemática y un metanálisis descubrieron que los hombres infértiles tenían niveles considerablemente bajos de zinc en su fluido seminal. Se descubrió que la suplementación con zinc incrementaba significativamente la morfología normal del esperma, el volumen del semen y la motilidad espermática. Los niveles adecuados de zinc en los hombres podrían ser un importante factor en la concepción saludable.

‌‌‌‌¿Por qué el zinc es importante para el embarazo y la infancia?

El zinc es muy importante para el desarrollo del feto debido a su rol en el ADN, la síntesis proteica y la división celular. El embarazo con niveles bajos de zinc ha sido asociado con el aborto espontáneo, el retraso del crecimiento fetal y el parto prematuro. Una evaluación sistemática destacó un estudio que mostraba que la suplementación con zinc reducía significativamente el riesgo de parto prematuro. Sin embargo, esto podría estar relacionado con la reducción del riesgo de infección en la madre, lo que podría ser una de las causas del parto prematuro.

‌‌‌‌¿El zinc es bueno para su intestino?

El funcionamiento adecuado del estómago y de los intestinos es importante para la absorción del zinc nutricional, y su deficiencia podría ser común en los trastornos digestivos severos y crónicos como la enfermedad de Crohn, la colitis ulcerativa, la enfermedad celíaca, las úlceras gastrointestinales y la diarrea. Puede ser difícil determinar si la deficiencia produjo el trastorno o si el trastorno produjo la deficiencia porque la carencia de zinc puede provocar una mayor susceptibilidad a las infecciones digestivas. 

La Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda la suplementación con zinc para los niños que corren un mayor riesgo de desarrollar infecciones. Se ha demostrado que los suplementos de zinc reducen la gravedad, frecuencia y duración de los episodios diarreicos en los niños.

‌‌¿El zinc es bueno para la diabetes?

Los pacientes con diabetes tipo 1 y 2 por lo general presentan deficiencia de diabetes, y sus condiciones podrían mejorar con la suplementación. Se sabe que los antioxidantes ayudan a mejorar el control del azúcar en la sangre, y un artículo del año 2015 descubrió una reducción significativa en los marcadores de estrés oxidativo en los diabéticos luego de que estos se suplementaran con 30 mg de zinc a diario por 3 a 6 meses.

‌‌‌‌¿La deficiencia de zinc puede afectar la función tiroidea?

La deficiencia de zinc podría incrementar el riesgo de desarrollar una función tiroidea anormal. La tiroides tiene un papel en el uso normal del zinc. Diversos estudios han hallado que el zinc contribuye con la muy importante función de convertir la hormona tiroidea a la forma activa y útil en el organismo, haciendo que las reservas limitadas de zinc se consuman más rápidamente. Los niveles óptimos de zinc son importantes para mantener una función tiroidea saludable.

‌‌‌‌¿El zinc puede ayudar con la depresión?

Un estudio del año 2013 realizado en pacientes con trastorno depresivo grave comparó a aquellos que tomaban un medicamento antidepresivo junto con un placebo y a aquellos que tomaban un medicamento antidepresivo junto con 25 mg de zinc. Los pacientes que tomaron los suplementos de zinc experimentaron mejoras más significativas que aquellos en el grupo del placebo al cabo de seis y 12 semanas.

‌‌‌‌¿El zinc puede beneficiar la audición?

Un estudio del año 2011 descubrió que el zinc podría ser útil para prevenir la pérdida súbita e inexplicable de la audición. En el estudio, 66 pacientes fueron divididos en dos grupos de 33. Un grupo recibió un tratamiento solo a base de corticosteroides y otro recibió un tratamiento con corticosteroides y suplementos de zinc. Los niveles de zinc en los pacientes fueron evaluados antes y después del tratamiento. El incremento en los niveles de zinc estuvo estrechamente vinculado con un mayor porcentaje de recuperación y mejora de la audición.

‌‌‌‌¿El zinc es importante para la visión?

El zinc está presente en los ojos y tiene roles importantes en el funcionamiento óptimo de la vista. Sin embargo, la suplementación con zinc para la salud de la vista ha producido resultados contradictorios. Los estudios sobre el zinc en el tratamiento de los trastornos visuales a menudo también incluyen otros nutrientes, haciendo que sea difícil saber si es una o múltiples sustancias las que surten efecto.

‌‌‌‌¿El zinc es bueno para la salud de los huesos?

Un estudio realizado en pacientes con talasemia grave, un trastorno sanguíneo, descubrió que la suplementación con 25 mg de zinc a diario mejoraba significativamente la densidad mineral ósea luego de 18 meses. El estudio instaba a seguir estudiando la suplementación con zinc en otras poblaciones para descubrir efectos similares.

‌‌¿El zinc puede ayudar con los cambios en el sentido del gusto?

Un ensayo aleatorizado y controlado por placebo realizado en el año 2013 estudió la suplementación con zinc en las personas que se sometían a radioterapias para el cáncer de cabeza y cuello. Este concluyó que los pacientes que tomaban 50 mg de sulfato de zinc tres veces al día experimentaron una protección significativa frente a la pérdida del sentido del gusto debido a la radioterapia.

La conclusión

Los exámenes de sangre para medir los niveles de zinc no siempre son confiables, así que consulte con su doctor para ver si la suplementación con zinc podría ser apropiada para usted. Algunas razones por las que su doctor podría considerar que es apropiado incluyen un diagnóstico de síndrome de malabsorción, un sistema inmunológico comprometido, la presencia de otras afecciones que están relacionadas con la deficiencia de zinc o el uso de medicamentos recetados que pueden causar deficiencia de zinc. Los puntos blancos en sus uñas podrían ser un signo de deficiencia de zinc. 

La dosificación apropiada es importante: una dosis demasiado alta podría causar síntomas adversos y una que es demasiado baja podría ser ineficaz. Siempre se recomienda tomar los suplementos de zinc con una comida porque pueden causar molestias digestivas cuando se toman solos. Mantener una dieta saludable a base de alimentos frescos e integrales, incluyendo una gran variedad de carnes, vegetales, frutas y granos siempre es la mejor manera de garantizar una nutrición adecuada.

Referencias:

  1. Almohanna, H.M., Ahmed, A.A., Tsatalis, J.P. et al. The Role of Vitamins and Minerals in Hair Loss: A Review. Dermatol Ther (Heidelb). 2019; 9, 51–70. https://doi.org/10.1007/s13555-018-0278-6
  2. Chaffee BW, King JC. Effect of zinc supplementation on pregnancy and infant outcomes: a systematic review. Paediatr Perinat Epidemiol. 2012;26 Suppl 1(0 1):118-137. doi:10.1111/j.1365-3016.2012.01289.x
  3. Ertek S, Cicero AF, Caglar O, Erdogan G. Relationship between serum zinc levels, thyroid hormones and thyroid volume following successful iodine supplementation. Hormones (Athens). 2010;9(3):263-268. doi:10.14310/horm.2002.1276
  4. Fung EB, Kwiatkowski JL, Huang JN, Gildengorin G, King JC, Vichinsky EP. Zinc supplementation improves bone density in patients with thalassemia: a double-blind, randomized, placebo-controlled trial. Am J Clin Nutr. 2013;98(4):960-971. doi:10.3945/ajcn.112.049221
  5. Gaby A. Nutritional Medicine. Concord, NH: Fritz Perlberg Publishing; 2011.
  6. Grahn BH, Paterson PG, Gottschall-Pass KT, Zhang Z. Zinc and the eye. J Am Coll Nutr. 2001;20(2 Suppl):106-118. doi:10.1080/07315724.2001.10719022
  7. Gray NA, Dhana A, Stein DJ, Khumalo NP. Zinc and atopic dermatitis: a systematic review and meta-analysis. J Eur Acad Dermatol Venereol. 2019;33(6):1042-1050. doi:10.1111/jdv.15524
  8. Khan WU, Sellen DW. Zinc supplementation in the management of diarrhoea. https://www.who.int/elena/titles/bbc/zinc_diarrhoea/en/. Published August 3, 2015. Accessed August 24, 2020.
  9. Kucharska A, Szmurło A, Sińska B. Significance of diet in treated and untreated acne vulgaris. Postepy Dermatol Alergol. 2016;33(2):81-86. doi:10.5114/ada.2016.59146
  10. Lei L, Su J, Chen J, Chen W, Chen X, Peng C. Abnormal Serum Copper and Zinc Levels in Patients with Psoriasis: A Meta-Analysis. Indian J Dermatol. 2019;64(3):224-230. doi:10.4103/ijd.IJD_475_18
  11. Najafizade N, Hemati S, Gookizade A, et al. Preventive effects of zinc sulfate on taste alterations in patients under irradiation for head and neck cancers: A randomized placebo-controlled trial. J Res Med Sci. 2013;18(2):123-126.
  12. Nishiyama S, Futagoishi-Suginohara Y, Matsukura M, et al. Zinc supplementation alters thyroid hormone metabolism in disabled patients with zinc deficiency. J Am Coll Nutr. 1994;13(1):62-67. doi:10.1080/07315724.1994.10718373
  13. Ranasinghe P, Pigera S, Galappatthy P, Katulanda P, Constantine GR. Zinc and diabetes mellitus: understanding molecular mechanisms and clinical implications. Daru. 2015;23(1):44. doi:10.1186/s40199-015-0127-4
  14. Ranjbar E, Kasaei MS, Mohammad-Shirazi M, et al. Effects of zinc supplementation in patients with major depression: a randomized clinical trial. Iran J Psychiatry. 2013;8(2):73-79.
  15. Science M, Johnstone J, Roth DE, Guyatt G, Loeb M. Zinc for the treatment of the common cold: a systematic review and meta-analysis of randomized controlled trials. CMAJ. 2012;184(10):E551-E561. doi:10.1503/cmaj.111990
  16. Skrovanek S, DiGuilio K, Bailey R, et al. Zinc and gastrointestinal disease. World J Gastrointest Pathophysiol. 2014;5(4):496-513. doi:10.4291/wjgp.v5.i4.496
  17. Yang CH, Ko MT, Peng JP, Hwang CF. Zinc in the treatment of idiopathic sudden sensorineural hearing loss. Laryngoscope. 2011;121(3):617-621. doi:10.1002/lary.21291
  18. Zhao J, Dong X, Hu X, et al. Zinc levels in seminal plasma and their correlation with male infertility: A systematic review and meta-analysis. Sci Rep. 2016;6:22386. Published 2016 Mar 2. doi:10.1038/srep22386

Artículos relacionados

Mostrar Todos

Bienestar

Calcio: el mejor suplemento para la salud ósea

Bienestar

5 productos esenciales para aliviar el estrés de forma natural

Bienestar

5 maneras naturales de reforzar la inmunidad contra el resfriado y la gripe